Síguenos en

Castro

Castro: Dejan en libertad a adolescente tras apedreo de bus en la Ruta 5

¡Comparte la noticia!

Investigan a menor de 16 años, proveniente de Alerce, por lanzar proyectiles a máquina que transportaba a operarios de procesadora salmonera. Fiscalía lo acusó también de amenazar de muerte a carabinero. Joven acusó apremios ilegítimos por parte de la policía.

Un joven de 16 años proveniente del sector Alerce, Puerto Montt, fue formalizado ayer por la mañana por haber atacado a un bus de trabajadores que se desplazaban por la Ruta 5 Sur a la altura de Llau Llao, al norte de la ciudad de Castro, en la comuna del mismo nombre.

Las primeras informaciones aparecidas en redes sociales, a segundos del ataque de anteanoche, aludían una supuesta balacera que habría afectado al vehículo de locomoción privado, lo cual con el correr de las horas fue desmentido (ver recuadro).

El hecho sucedió a eso de las 23.15 del sábado, detalló el teniente coronel Pablo Pino, subprefecto de Carabineros de la Prefectura Chiloé. «En el kilómetro 1.181 (de la Panamericana), por una detención ciudadana, se detuvo a un menor de edad de 16 años, el cual habría lanzado dos piedras a un bus, causando daños«, aseveró el oficial.

Sumó la fuente que no hubo lesionados en la máquina que transportaba a trabajadores de Invermar, solo daños materiales, los cuales ascienden preliminarmente a más de 150 mil pesos.

La formalización del adolescente se realizó a las 11 horas de ayer en el Juzgado de Garantía de Castro, donde se le practicó primero el control de la detención, ajustándose a derecho, y posteriormente se le comunicó que se le indaga por los delitos de lanzar objetos a vehículo en marcha causando daños y amenaza a carabinero en ejercicio de sus funciones.

Los abogados

El fiscal de la causa, Cristian Mena, explicó en la audiencia que el menor «fue sindicado por testigos presenciales que indicaron que, minutos antes, la persona lanzó algún tipo de objeto a un vehículo en movimiento, quebrando dos vidrios«.

Sumó el abogado del ente persecutor que «el imputado fue detenido por Carabineros, momentos en que amenazó al funcionario que lo detuvo diciéndole que él lo iba a matar, derechamente, y luego al subir al carro policial dio golpes del pie al calabozo del vehículo, causándole también daños en las bisagras de las puertas«, recalcando que esta aprehensión fue en flagrancia.

Durante la misma audiencia el menor de edad acusó que habría sido objeto de apremios ilegítimos por parte de los funcionarios policiales, relatando que «me pegaron así, entre todos (…), eran como cinco, me tenían esposado y luego me entraron a pegar«. Por esto fue citado para la mañana de hoy a declarar a la Fiscalía de Castro.

Luego de exponer los hechos y la presunta participación del menor imputado en ellos en calidad de autor, el fiscal Mena prosiguió a solicitar distintas medidas cautelares para el adolescente, entre ellas que quedara sujeto a vigilancia por el Servicio Nacional del Menor (Sename), una firma quincenal en el Juzgado de Garantía de Puerto Montt, prohibición de ingresar a Chiloé y prohibición de aproximarse al carabinero que amenazó de muerte.

Ante las peticiones del Ministerio Público, el abogado Rodrigo Zamorano, defensor penal del joven, replicó que «respecto a la prohibición de entrar a la Isla, no sería necesaria», puesto que deberá asistir a nuevas audiencias y citaciones de su defensor. A ello el fiscal respondió que ello estaba constituido con excepción.

El jurista también apuntó que tal cautelar hubiera vulnerado el derecho a la libertad de desplazamiento de su defendido que fijó domicilio en Alerce, comuna de Puerto Montt.

Zamorano también alegó que el adolescente no posee antecedentes judiciales previos, solo una restricción del Juzgado de Familia de Puerto Montt, como vulnerado en sus derechos, a lo que el fiscal Mena contestó que existiría registro de dos sentencias contra el menor de edad, una de ellas por robo en bienes nacionales de uso público y robo en lugar no habitado.

Finalmente, la jueza Alejandra Varas dictó 60 días de indagación, más las cautelares de firma quincenal, vigilancia del Sename y prohibición de acercarse al carabinero amenazado.

La supoesta balacera

Cerca de la medianoche del sábado al domingo, a través de distintas redes sociales, circulaban mensajes que daban cuenta de una «balacera contra un bus que transportaba trabajadores de la empresa Invermar«, a la altura de los talleres de Queilen Bus, en el sector de Llau Llao, al norte de Castro, lo cual posteriormente fue desmentido por Carabineros que adoptó el procedimiento.

Click to comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias de la ciudad o tema: Castro