Vecinos de La Huacha-Centinela no pueden visitar a sus parientes en cementerio de familia Kuschel

Representantes del Partido Socialista de la Región de Los Lagos y vecinos de la comunidad rural “La Huacha-Centinela”, en la comuna de Frutillar, entregaron al alcalde la comuna, Claus Lindemann, una carta en la que solicitan su intervención tras la negación de la familia Kuschel a que los vecinos visiten a sus familiares fallecidos en un cementerio que está dentro de los terrenos de la familia del diputado Carlos Ignacio Kuschel y del consejero regional Ricardo Kushel.

En la carta -dirigida a la autoridad y al concejo municipal- se explica que “por una decisión rígida y antojadiza de uno de los integrantes de la familia Kuschel desde hace más de un año, se encuentra restringido el acceso al cementerio, habiéndose llegado incluso, en los últimos días, a una situación límite, en que no fue posible dar sepultura a un vecino tradicional del lugar en el que consideramos nuestro cementerio, cuyo cuerpo debió finalmente ser trasladado a la ciudad de Frutillar”.

Debido a lo anterior, comenta la presidenta de la Junta de Vecinos La Huacha-Centinela, Iris Catriao Altamirano, es que recurrieron junto a la presidenta regional del PS Nataly Muñoz Schadow y al concejal del mismo partido César Huenuqueo Maldonado y juntos le expresaron al alcalde que “en su calidad de primera autoridad comunal, tiene herramientas suficientes para convencer a los Sres. Kushel de reconsiderar esta lamentable y perjudicial decisión y retrotraer la situación al estado previo”.

Se trata de una falta de empatía tremenda, dijo la representante del Partido Socialista en la región de Los Lagos, Nataly Muñoz: “Nosotros hacemos un llamado al diputado y al consejero Kuschel a que resuelvan este tema y den una solución a las familias. Además, junto al concejal hemos entregado una carta para que el alcalde asuma su rol y responsabilidad que le compete como primera autoridad y ayudar a las familias dando garantías a las y los vecinos”.

Por su parte, el concejal César Huenuqueo, sostuvo que “lo que planteamos es que el alcalde haga las gestiones correspondientes con la familia Kuschel para lograr que los vecinos tengan nuevamente acceso al cementerio del sector que ha sido utilizado por la comunidad por muchos años, y, en segundo lugar, que se evalúe desde ya regularizar esta situación a través de cualquier vía que permita que el cementerio pase a ser municipal”.

El terreno fue cerrado y hoy nadie puede acceder al lugar, por lo que “urge una solución que haría posible tanto la sepultura en el lugar de nuestros seres queridos fallecidos, como su frecuente visita, todo en condiciones de orden, respeto y seguridad, evitando que este conflicto escale negativamente y regularizando esta situación por la vía de instrumentos legales”, concluye la misiva.

Comentarios

Noticias relacionadas